Noticias

Científicos piden resguardar la biodiversidad ante el desarrollo de la minería submarina

La propuesta apunta a la minería más allá de las 200 millas

Un estudio de la revista Science Advances advierte que la explotación  sin control de recursos minerales submarinos puede provocar alteraciones irreversibles en los ecosistemas marinos y potenciales extinciones regionales, e incluso globales y pérdida de contacto entre las comunidades biológicas, entre otros.

En el artículo un grupo internacional de científicos definió criterios básicos de protección de áreas sensibles que deberían ser considerados por la Autoridad Internacional de los Fondos Marinos (ISA), entidad que trabaja en un marco regulatorio legal y ambiental para la minería submarina en aguas internacionales.

Esta semana la ISA mantiene a sus técnicos reunidos en Jamaica para avanzar en el documento, que debería estar listo en un plazo de dos años, adelantó a diario El Mercurio el abogado chileno Gastón Fernández, miembro de la comisión jurídico-técnica del organismo.

Los autores de la publicación plantean que la ISA debería impedir la explotación de áreas consideradas como de transición biogeográfica -donde confluyen especies de distintas regiones-, zonas de hibridación genética -donde se pueden mezclar especies con material genético no muy diferenciado- o en las fronteras de las fallas geológicas. Asimismo, recomiendan que en las zonas de montes submarinos o con presencia de chimeneas submarinas activas, ambas con alta presencia de biodiversidad, se proteja al menos el 50% del área intervenida.

Si bien la propuesta apunta solo a la minería más allá de las 200 millas, los expertos reconocen que bien podría servir de marco de referencia para la misma actividad en aguas territoriales.

Los más adelantados en este campo son los canadienses de la compañía Nautilus Minerals, que ya tiene una concesión del gobierno de Papúa Nueva Guinea y cuenta con parte de la tecnología para las faenas de extracción de nódulos polimetálicos, que incluyen cobre, oro y plata.

En el caso chileno, la ley establece que todos los yacimientos en aguas jurisdiccionales solo pueden ser explotados por el Estado, concesiones administrativas o contratos especiales. Hasta ahora, ninguna se ha materializado, pero el hallazgo de enormes yacimientos de nódulos de hidratos de metano al sur de Tierra del Fuego, sumado a otros descubrimientos semejantes en la costa entre Valparaíso y Puerto Montt, podría acelerar este tipo de explotación.

"Esta minería no debería ser tan contaminante como la terrestre, porque no involucra explosiones de roca. Los nódulos están prácticamente en el lecho marino y podrían ser retirados en forma relativamente sencilla, por ejemplo, con sistemas parecidos a aspiradoras", dice Fernández. No obstante, el abogado reconoce que si hay que explotar el subsuelo y resulta necesario hacer zanjas o piques, eso sí podría afectar el entorno.

TAGS: biodiversidad   Daño Medioambiental   minería submarina   
Si vas a utilizar contenido de nuestro diario (textos o simplemente datos) en algún medio de comunicación, blog o Redes Sociales, indica la fuente, de lo contrario estarás incurriendo en un delito sancionado la Ley Nº 17.336, sobre Propiedad Intelectual. Lo anterior no rige para las fotografías y videos, pues queda totalmente PROHIBIDA su reproducción para fines informativos.

OTRAS NOTICIAS